domingo, 22 de mayo de 2011

Precisiones

LAS COSAS EN SU PUNTO
     
       
Con gran suceso Juan Bautista Yofre acaba de presentar el libro “Noche de Lobos”, del prestigioso novelista Abel Posse; autor de títulos sugerentes como “La pasión según Eva” (panegírico con audaz paralelismo) y “Los cuadernos de Praga” (andanzas del guerrero idealista Che Guevara en lejanas latitudes). Como siempre el distinguido presentante hizo gala de su elegancia y cálida intención. También reflejando su tendencia a una ecuanimidad a veces desbordada. Por ejemplo repitiendo a los Montoneros de 1989, al calificar la lucha entablada por la agresión de los años ’70 como “una suerte de guerra civil intermitente”. Algo que, más allá del propósito, enaltece a los subversivos contrariando la realidad de la conflagración desatada por el ataque terrorista. En todo caso una Guerra Internacional, provocada y radicada por el marxismo en la Argentina.
               
Verdaderamente no resulta feliz la calificación de la ESMA como “pozo negro”. Salvo aclarando que sea la de hoy; en cuanto lugar elegido por el poder marxista como emblema del fementido terrorismo de Estado. Para borrar la memoria de la verdad… estableciendo el “Museo de la Memoria ”. Porque sin discutir a priori con la novela que hubieran abusos execrables (como cualquier estúpido exceso de la represión, que manchó la guerra justa) tampoco es prudente fogonear la fantasía * que inventó el “plan sistemático de exterminio y robo de niños", utilizado para perseguir a los combatientes contra la subversión como delincuentes de “lesa humanidad”. Sin códigos, sin leyes, sin Constitución que los ampare. Lo cual no quita que sea muy respetable la delicada sensibilidad del disertante, al recordar los festejos del Mundial de Fútbol en 1978, cundo a “pocas cuadras había gente sufriendo en la ESMA ”.
                  
Desde otro ángulo merece encomio la buena memoria de la Cámara Federal Penal de la Nación (1971-1973), así como el recuerdo del “desorden a flor de piel”: cuando la sociedad pidió a las Fuerzas Armadas que terminaran con el caos. Temas colocados en su  sitio con plausible precisión, al identificar las concomitancias ocultas en la historia oficial; consignando los nombres más reverenciados del santoral democrático.
                  
Cabe una observación final sin oscurecer el mérito del empeño. El distinguido presentante ha puntualizado los asesinatos que conmovieron a la sociedad argentina, omitiendo mencionar la inmolación de los ilustres profesores católicos Jordán B. Genta y Carlos Sacheri… Por último, su saludo agradecido a los prisioneros de Marcos Paz “a pesar de sus errores y sacrilegios denotaría un sesgo propenso a hipérboles que no ayudan a despejar los mitos y calumnias.
           
----------------------
           
* A modo de Colofón: Una muestra inmediata del riesgo de alimentar errores o fábulas, sobre todo para extranjeros o personas que no vivieron en aquella época, es el articulo publicado por ISRAEL EN BUENOS AIRES - Ética, traición y una nueva mirada a los 70 en la Argentina- Noche de lobos - Depto. de Prensa Editorial Planeta/Alejandro Dubesarsky.
             
Extracción textual (salvo el subrayado):
            
…“La tortura, el miedo y el cinismo, fueron moneda corriente. Campos de concentración y desaparición de personas marcaron la tragedia nacional… Claro que, ellos no vinieron solos, el Golpe- gestado, premeditado por el Ejército, que fue el brazo ejecutor. El derrocamiento de «Isabelita», tuvo sus actores civiles, grandes grupos económicos que planearon y justificaron las ansías «mesiánicas» de un poder eterno de Videla, Massera, Galtieri y los genocidas, que todavía hoy se están juzgando.   En la «guerra contra la subversión», calificada así por el Proceso de Reorganización Nacional, -Hombres y mujeres que se vieron forzados a enfrentar en carne propia los grandes dilemas universales que la humanidad revive cíclicamente: la trágica opción entre el fin y los medios…”…El “amo de la muerte” en la ESMA, Almirante Massera”… “Otros casos que el relato posterior, que Abel Posse narra con testimonios de gente que puede conocer que vencidos por la tortura o simplemente por traición, marcaron y delataron  a antiguos compañeros de militancia, que los militares «chuparon».”
           
Conclusión: Lamentable saldo.
          

Juan E. Olmedo Alba Posse
Mayo de 2011
        

1 comentario:

E. Mario dijo...

Camaradas de Cabildo.

Discúlpenme por traer otro tema, pero considero que el mismo puede ser importante.

Resulta ser que el día sábado 07/07/2012, se transmitió en el canal Metro (perteneciente al Grupo Clarín), a las 23:00 hrs., el programa "DATA"; conducido por el "periodista" Rodolfo Barili. En dicho programa, Barili entrevistó al "periodista" de chimentos Luis Ventura. En el transcurso de la entrevista, Ventura se refirió al ex almirante Massera. El chimentero aseguró a Barili que posee -y cuida como un tesoro- 2 cartas de amor perteneciente a un romance secreto entre el almirante Massera y la entonces presidente María Estela Martínez de Perón. Además, Ventura confirmó el prolongado romance de Massera con Graciela Alfano.

Lo de la ex presidente con el almirante, confirma una vez más, la podredumbre de aquella época.